martes, 11 de noviembre de 2008

Carnaval toda la vida...

El León está escondido en el callejón, y sabe bien lo que le va a pasar, entonces saca su revólver y va s disparar…….

Estas fueron las palabras que dieron inicio al gran carnaval, a la gran fiesta que miles de personas celebramos juntos, y que como siempre los LFC saben festejarlo de la mejor manera. Un concierto lleno de euforia, de grandes momentos y canciones, pero sobre todo rodeado de grandes amigos, porque eso es un carnaval, una fiesta llena de música, de alegría, de unión.

Después del tan emotivo comienzo, y sobre todo cuando reluce el sexto sentido de una gran amiga que lo había predicho unas seis horas antes. Cuando no habías pensado como seria, y que cuando comienza y dejas todo a un lado para disfrutar al máximo esos momentos, te olvidas de todo, te dejas llevar, o mejor dicho, cuando tu cuerpo y mente son un carnaval.

Cada interpretación era un gran momento, sin embargo, están siempre los momentos clásicos, al escuchar temas como matador, siguiendo la luna, vasos vacíos, mal bicho, etc.; para los que tienen mucha energía temas como V centenario, matador, Paquito, el aguijón, etc.; para los grandes amigos Yo no me sentaría en tu mesa (y como no, además con dedicatoria para todos aquellos grandes amigos), el cual fue el tema con el cual el carnaval llegó a su final, para los adoloridos el aguijón, el satánico, vasos vacios, siguiendo la luna, estoy harto de verte con otros, etc. Incluso algunas rarezas que casi nunca tocan como Gallo rojo (lo siento Adolfo), estoy harto de verte con otros, guns of Brixton (otra vez lo siento Adolfo), Paquito. También temas para disfrutar cantando como Padre nuestro (también lo siento Daniel), vos sabés. Pero por sobre todo, para todo aquellos que piensan que el carnaval es toda la vida... … … … … … …

… Carnaval toda la vida y una noche junto a vos, si no hay galope se nos para el corazón.

Y que mejor final se podía esperar para ver un carnaval llegar a su fin, sino el de una canción de los amigos, para los amigos, y mucho mejor aun: con los amigos, por supuesto “Yo no me sentaría en tu mesa”. Estas fueron las palabras que dieron fin al gran caranval:

…. Esta lloviendo, pero yo, no me voy mojar, mis amigos me cubren cuando voy a llorar, POR MAS QUE QUIERAN TAPAR TODA NUESTRA VOZ, NUNCA PODRÁN CALLAR ESTA CANCÍON.

TEXTO: ALEJANDRO OCTAVIO SÁNCHEZ NIETO



1 comentario:

Karla V dijo...

ay hermano, qué ganas de haber estado allá! yo los vi en la gira de La marcha del golazo y en la de despedida y ambas ocasiones fueron inolvidables... leyendo la reseña me entraron unas ganas de haberle caído esta vez, de haber coreado esas canciones que nos son tan queridas.

los Cadillacs son grandes :)